Blogia
imaginación de fuzzy

el ascensor

La mañana aún no había despuntado, y se dirigía a paso ligero por el parque, dirigiendose al edificio de oficinas. Un edificio enorme, moderno, con la frialdad que caracteriza a los edificios "de diseño". Era un edificio que absorvía sus energias; le había robado toda su vitalidad, todas sus ilusiones, todo, se había quedado en esa estructura de hierro, cristal, y hormigón.

Toc, toc, toc, los tacones que lleva marcan ritmo. Todo tiene que ir con ritmo, ritmo, ritmo. No hay tiempo que perder. El reloj, tic, tac, tic, imposible no vivir esclavo al tiempo, esclavo a la rutina, esclavo al día a día. Ella envuelta en su gabardina, como Lauren Bacall, pisa energicamente.. toc, toc, toc.

La entrada, esta custodiada por varios vigilantes, las cámaras, estan por todos sitios.. mil ojos que te observan , cada movimiento, cada pestañeo, pareciese que hasta tus pensamientos fuesen controlados. Toc, toc, toc, se dirige a las puertas de cristal que se abren automaticamente al acercarse a ellas.

- Buenos días srta. - un saludo frío y cortes de otro vigilante.

Para pasar dentro, se identifica, todas las mañanas el mismo protocolo. Se siente observada, mirada, y siente el frío helado que ronda todo lo que tiene que ver con el edificio.

Se dirige al ascensor, observa el cristal que dá a un patio interior enorme, con árboles, y decoración que intenta ser cálida, pero sigue siendo fría; los focos de luz blanca, la visión de las oficinas de diferentes plantas, con gente dentro, como si fuesen hormiguitas encerradas en cajas de cristal.

Toc, toc, toc, frío, mucho frío, helado frío. No sonrisa, no ilusión.. toc, toc, el edificio, el edificio, ha cobrado vida, y se ha llevado todas las sonrisas, se ha alimentado de la energía de ellos, gente gris, que va todos los días, y arrastra su vida gris a traves de pasillos grises.. y son grises.. grises.. grises.. fríos, fríos fríos.. helados.

De repente.. amanece, y sale el sol.

Caldea los cristales, y todos los grises.. se vuelven locos.. gritan, y corren, salen hacia la calle. no quieren los cristales, no quieren el hormigon, no quieren el metal.. quieren sol, calidez, vida.. buscan el color, desesperadamente quieren el color.

Toc, toc, toc.. ella se quita los tacones.. se despoja de la gabardina.. sale corriendo del edificio.. y busca el sol.. el color.. la calidez.. la vida.

 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

9 comentarios

Marta -

La luz y el calor, propio, de los demás o de nuestro entorno, que diferente es vivir sin ellos.-

fuzzy -

Susy: normalmente me subo en un ascensor panorámico, y me gusta pegarme al filo y ver desde el cristal como desciende; es una visión diferente. besos.

Fragancia: jajaja, muchas gracias guapa, pero la música es obra de nuestra querida mamots, que me pone el blog a la última, y la verdad, que ha quedado muy bien. besos.

Fragancia -

!Eleee mi niña...que musiquilla mas marchosa nos puso en el blog:)....Petonets

Fragancia -

Deseo que el sol también haya amanecido en tu vida....muchos besotes
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

Susy -

A mi me encantan los ascensores desde los que se ve el exterior. Como si volara... y el toc, toc, de mis tacones a veces se pueden confundir con los del corazón.

Un besazo.

fuzzy -

Julio: es la necesidad de salir del gris, y buscar el color.
Amor: la vida y el amor la encuentro en los ojos de mis duendecillos cada mañana, son mi motor.
Alnes: el ascensor del que hablo, tiene algo diferente.

besos a todos.

alnes -

No me gustan los ascensores (yo soy mas de la escalera)Un saludo.

amor -

¿Y lo has encontrado, Fuzzy? Ya sabes que encontrar todo eso es encontrar el
Amor,
y a mí ya me has encontrado y ya soy tuyo, cielo.

Julio -

Muy bonito, muy bonito el relato. Y muy real. Menos mal que podemos encontrar la calidez y el colorido dentro de nosotros, si no, así discurriría.

Un abrazo
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres